A partir de 1 de septiembre, Colombia empezará una nueva etapa de lucha contra la pandemia. La estrategia pasará del aislamiento preventivo al selectivo, esto quiere decir que el Gobierno centrará sus esfuerzos para que la ciudadanía se concentre en el autocuidado y solo se aislarán a los pacientes diagnósticados con la enfermedad, y los núcleos de mayor vulnerabilidad que hayan tenido contacto con estos.

Las medidas para frenar los contagios con SARS-CoV-2 deben continuar, dado que la pandemia sigue vigente, sin embargo la profunda crisis económica en la que se encuentran la mayor parte de los colombianos hace necesario explorar otras alternativas de lucha contra la enfermedad.

Aunque la medida no ha sido anunciada oficialmente, pues falta una semana para que culmine la emergencia sanitaria, decretada hasta el 31 de agosto, el presidente Iván Duque ya se refirió a ella como el paso más seguro que dará Colombia en el último trimestre de este 2020.

Duque manifestó que en estos días escuchará a los epidemiológicos para examinar el comportamiento de la enfermedad, teniendo en cuenta que varias ciudades del país aun no llegan al pico de la pandemia.

La propuesta se centra en hacer un rastreo de las personas positivas y de las que tuvieron algún contacto con ellos para informarle del riesgo, aplicar pruebas y verificar las condiciones del aislamiento, de acuerdo a cada caso.

Duque destacó que esta nueva etapa exige “mucha disciplina individual y apego a las normas de autocuidado. Recordó los rebrotes en Europa para resaltar el alto grado de autorresponsabilidad que se debe tener de ahora en más.

Leave a Comment